LA COSTA BRAVA: CADAQUÉS

Uno de los pueblos costeros más bonitos de España es, sin lugar a dudas, Cadaqués, en la Costa Brava.

Para conocer la historia de Cadaqués es indispensable visitar el casco antiguo y dejarse perder por sus calles laberínticas.

El pueblo de origen medieval y rodeado por una gran muralla ocupaba el espacio de lo que hoy en día es el centro histórico de Cadaqués.

En la actualidad, sólo se conserva un antiguo baluarte que formaba parte de la muralla y está integrado en el ayuntamiento.
El pueblo de Cadaqués, en la Costa Brava.
Paseando por el núcleo antiguo el viajero podrá pisar el antiguo pavimento del pueblo, el rastell. Este tipo de pavimento está hecho a mano con piedras extraídas de la orilla del mar que han sido modeladas por el vaivén de las olas.

La estrecha calle del Call es la que conserva el pavimento de rastell en mejor estado. Adopta forma de espiga y tiene como finalidad absorber el agua y evitar que la gente resbale.

El punto más alto del casco antiguo se encuentra situado en la iglesia de Sta. María de Cadaqués. Desde aquí  hay una vista preciosa del pueblo, de la bahía de Cadaqués, de es Cucurucuc e incluso del faro de Cala Nans.

El pueblo con encanto de Cadaqués, en la Costa Brava (Foto: J.R.Garcia)
En Cadaqués hay una gran diversidad de edificios con estilos arquitectónicos muy diferentes que se entrelazan íntimamente con la historia del pueblo.

El estilo que más llama la atención es el Modernismo tanto por su belleza como por su originalidad.
La mayoría de edificios modernistas se encuentran delante del paseo marítimo y fueron construidos por cadaquesencs que se enriquecieron durante su estancia en América. Como particularidad hay que añadir que algunas de estas viviendas son realmente únicas, pues se inspiran  en la arquitectura Cubana, hecho que se observa en la riqueza de los colores vivos y la vistosidad de los materiales empleados.

Algunos de los edificios más emblemáticos de Cadaqués son:

Casa de Don Octavio Serinyana o Casa Blaua: Riba des Poal, s/n estilo modernista, época principios siglo XX (1913-15) autor Salvador Sellés y Baró.

Escuela pública Caritat Serinyana: para difundir la enseñanza, 1915 modernista. Calle Sol de l’Engirol, donación de la familia Serinyana.

Casa Federico y Víctor Rahola: Edificio modernista, situada en la plaza Frederic Rahola en el núm. 6.

Torre del Colom: Casa de estilo modernista de principios del siglo XX, situada en la Avenida Víctor Rahola. El castillo o torre fue destruido durante la Guerra "dels Segadors". Más tarde se construyó un molino de trigo que desapareció. Cuando el señor Gabriel Colom compró la finca "el Castell", ésta perdió el nombre antiguo para denominarse la torre o castillo del Colom.

Iglesia parroquial de Sta. María: Plaza de la iglesia. El templo fue iniciado a mediados del siglo XVI y es, en su mayor parte, de estilo gótico tardío. La parte de la nave más cercana al frontis es del siglo XVII (1634-1640) y la llamada "Capella Fonda" es de los siglos XVII-XIX. En el frontis hay una puerta de arco de punto redondo y un rosetón. La antigua iglesia fue destruida por el famoso pirata turco Barbaroja que asaltó el pueblo en el año 1543. Después de estos hechos se decidió que el nuevo templo se reconstruiría con el dinero de los pescadores que salían a la mar los días prohibidos. En el interior de la iglesia hay un espléndido retablo barroco de 23 m de altura dedicado a la Virgen de la Esperanza.

Casino de la Amistad: Antigua sociedad de beneficencia La Benéfica, fundada a finales del siglo XIX, 1870 neoclásico.

Santuario de san Baldirio
: Templo de época barroca situado entre Cadaqués y la cala de Portlligat, junto al cementerio actual. Época 1702. Antiguamente estuvo dedicada a los Santos Abdón y Senent, los restos de los cuales, según la tradición, fueron salvados por los cadaquesencs después de un naufragio en Portlligat.

Oratorio San Pío V: Santuario coronado por cúpula y cruz latina. Construido por los habitantes del pueblo para homenajear al Papa Pío V por la derrota de los piratas turcos en la batalla de Lepanto, el año 1571, en la que casi 280 barcos y 30000 hombres fueron al encuentro de la armada turca. Las naves cristinanas, guiadas por Juan de Austria, destruieron dicha armada.
Pío V fue elegido Papa en 1566 y lo fue hasta su muerte en 1572. Con la ayuda de Luís de Requesens defendió la libertad eclesiástica en contra de la intervención de los reyes.

El pueblo de Cadaqués se sintió libre de los ataques de los piratas turcos y en agradecimiento construieron un oratorio para honorar su memoria. Después de tantos años, cuando estaba bien conservado, aún recibía visitas.

Faro de Cala Nans: Edificio de dimensiones reducidas con forma de torre cilíndrica y blanca. Situado en el límite sur del puerto de Cadaqués, entró en servicio el año 1864. Actualmente sigue en funcionamiento. El faro tiene un pequeño embarcadero. A finales de los años 30 lo deshabitaron.

Faro del Cabo de Creus: Situado en el extremo más oriental de la península. Considerado como el segundo faro más antiguo de Cataluña, entró en funcionamiento el 1853. Además de continuar prestando servicio a los navegantes, hoy es la sede del Espacio Cabo de Creus que es un punto de información del parque natural del Cabo de Creus.

Torre de las "Creus": Antigua torre de vigilancia, de estructura cuadrada, con planta baja y piso. Probablemente fue edificada durante el siglo XVII, destruida y reconstruida en épocas posteriores. Parecer ser que tenía funciones de vigilancia y señalización. Durante las guerras carlistas se refugiaban allí las mujeres y las criaturas. Actualmente está en ruinas.

Fuente: visitcadaques.org